zabal@alkizabal.net

Lemoa: 94 631 44 06

Basauri: 94 651 05 99

Las empresas apuestan por el alquiler de maquinaria

16 de julio de 2019

  • Las empresas apuestan por el alquiler de maquinaria

Si bien el mundo empresarial está acostumbrado a vivir en una permanente evolución, no deja de resultar llamativa la tendencia cada vez más generalizada por parte de las empresas de evitar las inversiones en maquinaria y apostar por el alquiler.

Mirado con perspectiva, es un movimiento que tiene una lógica aplastante, teniendo en cuenta que la mayor parte de los problemas de supervivencia de las empresas están relacionados con el flujo de caja.

Invertir en maquinaria industrial supone afrontar una serie de gastos que lastran sus primeros pasos, y supone tener un capital inmovilizado.

Cierto es que ese capital se va amortizando con el paso del tiempo, pero cuando una empresa afronta problemas de liquidez graves, ésto no supone un gran consuelo. Sencillamente, en muchos casos no hay un futuro en el que dicha inversión quede amortizada, porque las obligaciones adquiridas resultan una dificultad insalvable.

Con la lección bien aprendida, algunos empresarios decidieron volver a intentarlo bajo un nuevo planteamiento. En lugar de invertir en maquinaria, ese dinero se emplearía en disponer de la liquidez necesaria durante un periodo lo suficientemente amplio como para que el nuevo proyecto cobrara fuerza y pudiera llegar a establecerse de una manera sólida.

Y lo que en un principio parecía poco más que una curiosidad o extravagancia, ha ido ganando protagonismo, con empresas que apuestan por el alquiler de maquinaria para la construcción, industria, jardinería y eventos únicamente cuando las tareas a realizar hacen necesario el uso de esta maquinaria, o bien que recurren al renting o al leasing para disponer de ella a tiempo completo sin tener que desembolsar la totalidad de su valor.

De este modo, según van realizando trabajos van amortizando el coste de la cuota al tiempo que mantienen la liquidez  suficiente que les permite afrontar momentos difíciles sin que ello suponga una amenaza para la actividad de su empresa.